Koeman vuelve a dar descanso a Messi en Champions

El técnico del Barcelona, Ronald Koeman, vuelve a dar descanso a Leo Messi el miércoles frente al Ferencvaros en la Liga de Campeones, donde ya tiene asegurado el pase a octavos de final.

«No es habitual, pero en este calendario de esta temporada había dos momentos para que Leo descansara que es Kiev (contra el Dinamo la pasada semana) y también mañana», aseguró Koeman en la rueda de prensa previa al partido.

«Ya estamos clasificados y ha influido en la decisión, dar oportunidades a otros jugadores y que el partido del sábado (contra el Cádiz) es importante por nuestra trayectoria de Liga», añadió Koeman.

«A partir de mañana no hay más partidos para descansar», afirmó el técnico azulgrana, que dejará en Barcelona, además de a Messi, al portero Marc-André Ter Stegen y al brasileño Coutinho.

«El resto de la temporada no va a poder descansar porque vamos a estar jugando con la Liga, tenemos la Supercopa, la Copa, sólo había dos momentos posibles que era la semana pasada y esta», insistió Koeman.

Messi «tiene muchísima importancia en nuestro ataque, si le llega el balón, hay movimiento, hay muchísima calidad en sus pases», afirmó Koeman.

«Puede ser que al principio de temporada le costara un poco más y que no sean 30 goles por temporada, pero está trabajando bien, todavía sigue siendo un jugador importantísimo y decisivo en nuestro ataque», dijo el técnico que afirmó haber hablado con el astro argentino antes de darle descanso.

«Leo es un jugador que siempre quiere jugar», recordó Koeman, que mostró su deseo de que se le quitara la amarilla que vio el domingo pasado por su homenaje a Maradona en el partido liguero contra el Osasuna (4-0).

Tras marcar, Messi se levantó la camiseta azulgrana para mostrar la roja y negra con el 10 de Newell’s Old Boys, siendo amonestado.

«Hay normas que dicen que quitarse la camiseta es amarilla, por otro lado todo el mundo sabe porque lo ha hecho, es una dedicatoria a Maradona y hay que entenderlo, pero la decisión final no es mía, si fuera mía la quitaría».