Presidente crea fondo especial para dar doble sueldo a los empleados que están en Fase I

El presidente de la República anunció este lunes la creación de un fondo especial mediante el cual se pagará regalía pascual a los empleados suspendidos por la crisis sanitaria crea la pandemia del coronavirus.

Luis Abinader, explicó que a través del fondo “Ayuda Especial para la Navidad”, creado para los beneficiados con el Programa FASE 1, los suspendidos recibirán una colaboración de navidad como parte del compromiso asumido por el gobierno.

En rueda de prensa en compañía del ministro de trabajo, Luis Miguel de Camps, miembros del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep) y del Consejo Nacional de Unidad Sindical (CNUS), se explicó que el pago será equivalente a la duodécima parte del monto que los beneficiados han percibido en dicho programa social. La proyección correspondiente de los montos a ser entregados por el Estado Dominicano asciende a una suma de más RD$2mil 300 millones de pesos, y la misma será distribuida en los primeros 15 días del mes de diciembre.

La disposición está contenida en el decreto que firmó durante el acto el presidente de la República.

En el edicto se consigna además que el pago de gratificación que hagan los empleadores será reportado como gasto y se deducirá de los impuestos que deberán pagar al Estado.

«El fondo contará más de 2 mil 300 millones de pesos y serán distribuidos en los primeros quince días del mes de diciembre. Con este aporte, el monto total que el gobierno destinaría en el 2020 a FASE 1 solamente, se acercaría a los 30 mil millones de pesos», señaló el presidente de la República.

Abinader explicó que esos montos solo son de Fase I pero que si se suma Fase II los montos serán mayores.

En tanto que De Camps señaló que se ha registrado la suspensión de los efectos de contrato de trabajo de 696,218 trabajadores, solicitadas por 48,136 empresas de prácticamente todos los sectores productivos y de todos los tamaños por cantidad de empleados y que gracias, en buena parte, a las labores de reactivación económica dirigidas por el presidente Abinader, ese número se ha reducido en aproximadamente 537 mil, manteniéndose suspendidos en FASE 1 a la fecha cerca de 155 mil trabajadores.

Describió que FASE I, ha beneficiado con transferencias económicas un monto acumulado de 26,074,799,296 pesos a los trabajadores suspendidos.

Señaló que el país está viviendo una realidad atípica, donde la humanidad y capacidad de resiliencia como nación están a prueba, invoca el compromiso de los actores del sector empleador, para que, de acuerdo con las realidades, realicen en el mes de diciembre 2020 una gratificación al trabajador suspendido.

«Hacemos este llamado para que aquel trabajador suspendido, pueda ser beneficiario de un monto completivo hasta un salario o lo más cercano a un salario, complementando así la inversión que hará el gobierno a esos fines», señaló.

Rafael -Pepe- Abreu, representante del Consejo Nacional de Unidad Sindical (CNUS), este compromiso del Gobierno respecto a suplir los recursos a los trabajadores suspendidos, significa que el movimiento sindical se va a encontrar con el presidente más adecuados para que se puedan humanizar las leyes que hay respecto al tema laboral.

Pedro Brache, presidente del Conep, destacó que conjuntamente con la reactivación gradual de la economía, se ha experimentado una reducción progresiva de las suspensiones. Sin embargo, se requerirá atención prolongada para sectores cuya recuperación será más lenta, y para proteger a la población más vulnerable y que a estos fines, será necesario adecuar el FASE a esta nueva etapa y lograr su sostenibilidad financiera en el tiempo.

Según los datos ofrecidos por el ministro de Trabajo Luis Miguel De Camps en su discurso central, con el pago de esta colaboración el monto total destinado por el gobierno en el año 2020 solamente en el programa FASE 1 se acerca a los 30 mil millones de pesos.

Así mismo hizo un llamado a los empleadores de asumir el papel que demanda actualmente la nación y de gratificar a estos empleados con un pago adicional de lo que establece el Código de Trabajo, para lograr que los trabajadores dominicanos puedan recibir ingresos similares al salario de navidad.